.
El neuromarketing y las emociones en publicidad.

El neuromarketing y las emociones en publicidad.

El neuromarketing tiene como finalidad entender los estímulos que se generan en la mente de los consumidores al recibir los mensajes de las marcas. Analizando las emociones, la atención y la capacidad de retención de los consumidores, se puede predecir su comportamiento y llegar a ellos de una forma más eficiente. 

Está comprobado que la mayor parte de las decisiones de compra que tomamos en nuestra vida no son racionales. La mayoría las realizamos por motivos más sentimentales. Por eso el marketing cada vez más es emocional.

Hay dos corrientes que dan nombre a estas técnicas de marketing y que vamos a intentar desarrollar un poco en este post.

El neuromarketing

El concepto de neuromarketing apareció por primera vez en 2002, pero ya en la década de los 90, empresas como Coca-Cola comenzaron a interesarse por él.

Los resultados obtenidos de sus análisis se aplican tanto en el marketing tradicional como en el marketing digital para ayudar a mejorar aspectos como:

  • Diseño: Permite realizar diferentes diseños, modificarlos incluso crear nuevos según de las necesidades, gustos y preferencias de nuestra audiencia.
  • Branding: Ayuda a que la imagen de las marcas evolucione en sintonía con las preferencias de sus usuarios.
  • Posicionamiento: Ayuda a determinar el posicionamiento de la marca en su sector, con respecto a su competencia.
  • Target: Facilita la segmentación del público objetivo al que van dirigidas las acciones.

Una de los ejemplos más claros de aplicación del neuromarketing en el día a día, tiene que ver con los carros de compra de los supermercados. Cuando se hace uso de ellos, se tiene la sensación de que las ruedas no funcionan correctamente, y en realidad es cierto pero tiene un motivo concreto. Si se presta un poco de atención, se puede observar, mientras se camina por los pasillos de las grandes superficies, que el carro tiende a desplazarse hacia los laterales de los pasillo, es decir, hacia los productos. Esta técnica se utiliza para que el consumo sea mayor. 

Herramientas de aplicación del neuromarketing

  • Visuales: Los elementos visuales son una herramienta muy poderosa en cualquier estrategia de marketing, ya que las imágenes y los vídeos tienen un mayor efecto en la mente de las personas. Los colores, la colocación del producto, el precio, etc. toman gran importancia.
  • Auditivas: La elección de la música que se escoge para publicitar un producto influirá en el estado de ánimo del comprador y como consecuencia en la decisión de su consumo.
  • Kinestésico: Son las acciones o herramientas que trabajan con el gusto, el tacto y el olfato. Un ejemplo muy cercano es el producto desarrollado por la empresa guipuzcoana PImoga 2 junto con el Instituto de Investigación Gastronómica de Guipúzcoa. El taller de pintura, líder en su sector,  ha creado un esmalte para paredes y techos 100% ecológicos que una vez de aplicado desprende olor a comida. Esta apuesta tan original ha sido creada con el fin de evitar los fuertes aromas que desprenden este tipo de productos. Los aromas, aún en pruebas, van desde la cocina tradicional pasando por la cocina moderna hasta incluir platos veganos.

El marketing emocional.

El marketing emocional, a diferencia del neuromarketing, tiene como objetivo “humanizar la marca” forjando un vínculo para llegar a los sentimientos de los consumidores, a su corazoncito.

Cuando se establece una relación bidireccional entre la marca y el usuario duradera, estaremos consiguiendo la fidelización del cliente. Y esto es uno de los mayores anhelos que puede tener una empresa..

Según Marc Gobe, profesional especializado en la creación de marcas, el marketing emocional debe poner atención en los siguientes aspectos:

  • Vínculo entre marca-consumidor: Es  importante tener en cuenta que para conseguir una buena estrategia de marketing emocional debe existir una vínculo recíproco entre la marca y el consumidor. Este último recibe, por parte de la firma, estímulos que le satisfacen y crean necesidad por sus productos.
  • Experiencias, sensaciones y emociones: Nos encontramos ante una sociedad cada vez más digitalizada y con ella el rol de los consumidores ha variado.  Los consumidores piden sentir experiencias gratificantes con los productos y/o servicios que se les ofrecen.
  • Marketing de contenidos: Las marcas deben contar historias en las que su público se vea representado pero además debe generar emociones que ayuden a estrechar el vínculo que les une. 
  • Lovemarks: Las marcas deben enamorar al público para crear una relación fuerte que les encamine a la fidelización. Para lograr alcanzar ese propósito , no es suficiente con “gustar” sino que “hay que levantar pasiones”.

Llegar a ser una Lovemark a través de las emociones.

Las lovemarks deben llegar al corazón de las personas”. Porque al fin y al cabo, “el consumidor olvidará lo que dijiste, pero jamás olvidará lo que le has hecho sentir

Algunos de las acciones que hacen que marcas como Apple e Ikea sean Lovemarks son estos:  

Apple en su campaña “Move Someone This” quiere promover los beneficios del Iphone X y los Airpods.

El neuromarketing y las emociones en publicidad
Las emociones haciendo su trabajo en publicidad.

En el anuncio aparecen dos personas que se encuentran por casualidad, comienzan a bailar y se enamoran. Apple busca crear un sentimiento de devoción por sus productos semejante al de amar.

Ikea en su última campaña publicitaria invita a la desconexión para volver a conectar. La marca sueca quiere que su público se desenamore un poquito del móvil y de las Redes Sociales e se vuelvan a enomorar de sus seres queridos.

El neuromarking aplicado a publicidad cercana.

El año pasado, en Lapubli lanzamos la campaña “¡CUIDADO! SONRISA CONTAGIOSA”. No hay nada más sencillo, cercano y eficaz que una sonrisa. Estos los valores en los que creemos y nos basamos a la hora de realizar nuestro trabajo. La sonrisa genera confianza, complicidad y esto es lo que buscamos con nuestros clientes. Y la mayor parte de las veces lo conseguimos.

Flyer realidad aumentada
El código de la realidad aumentada nos permite medir las visitas a través del flyer.

Con esta campaña además de aplicar el neuromarketing, utilizamos uno de los soportes que más nos gustan: el papel. Con las nuevas técnicas de realidad aumentada, conseguimos medir su efectividad mediante una sencilla aplicación. ¿Quieres saber más? Te lo contamos en este post.

Si después de leer este post, te planteas averiguar qué tipo de conexión emocional deseas establecer con tus clientes, llámanos. Te ayudaremos.

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Cerrar menú